Sinónimo de Impermeables

Lunes, 15 Septiembre   

Los zapatos de cerquillo cosido tienen un inconveniente que se deriva de su construcción y es que no son impermeables. De todas maneras, esto no suele suponer un gran problema, puesto que este tipo de zapatos se llevan en la ciudad y no para ir a pasear al campo en días lluviosos. Para estas ocasiones los zapatos adecuados son aquellos fabricados según el método Veldtschoen.

El nombre proviene del africaans (veldtschoe o más correctamente veldskoen) y traducido significa zapato campero. Esta denominación explica perfectamente para qué están pensados estos zapatos: para el trabajo en el campo o, en el sentido figurado, para la moda de campo. En estas ocasiones prestan mucho mejor srvicio que unos zapatos de cerquillo cosido. Con el método Veldtschoen la pala se gira hacia afuera y se cose con la plantilla y el cerquillo. En el cerquillo se pega o cose una suela de plástico o una suela de cuero extragruesa y doble a modo de protección contra la humedad.

La lluvia cae por la pala con el borde hacia afuera y de este modo no puede penetrar en el cerquillo. Si se trata de un zapato de costura inglesa la pala se une con las partes laterales del zapato de manera que no pueda entrar agua por debajo de los cordones. Por supuesto, un zapato de este tipo jamás será tan impermeable como unas botas o unos chanclos de goma pero con ellos se puede pasear un rato bajo la lluvia sin riesgo de volver a casa con los pies empapados.

Pocas marcas fabrican los zapatos Veldtschoen, como por ejemplo, Tricker’s, cuya colección country comprende algunos modelos Veldtschoen. Otro fabricante de veldts, como se los llama a menudo es Joseph Cheaney & Sons en Desborough, una empresa de mucha tradición fundada en 1889. La colección country de Cheaney ofrece incluso una buena docena de diferentes modelos Veldtschoen.

Al fin que los veldts sean impermeables y todo terreno, suelen fabricarse con una suela perfilada de vibran que se cose de forma flexible como si fuera una suela de cuero.